Internet de las cosas, el futuro de la trazabilidad en tránsito

Internet de las cosas, el futuro de la trazabilidad en tránsito

De acuerdo con Gartner, actualmente hay más de de 8.4 millones de dispositivos conectados a internet en todo el mundo y para 2020 se espera que dicha cifra alcance los 20.400 millones, una cantidad que hace años era imposible de imaginar, pero que con la revolución tecnológica se ha convertido en una realidad.

Ante este escenario, el automóvil se coloca como uno de los grandes productos en adoptar desarrollos tecnológicos en cuanto a conectividad y movilidad se trata, tan es así, que en 2 años se estima que 1 de cada 5 vehículos estén “conectados” bajo el Internet de las Cosas (IoT) y más de 22 millones de autos en carretera, de acuerdo con Juniper, donde la telemática forma parte de esta nueva era.

Y es que, la telemática ha visto transformar y evolucionar esta industria y es que ¿quién imaginaría que años atrás, tanto las empresas como usuarios se iban a apoyar de la tecnología para poder llegar a un destino tras un rastreo satelital con dispositivos GPS que se tenían que instalar en el auto? En la actualidad tenemos estos datos de manera digital y al alcance de la mano gracias a las aplicaciones móviles instalado en nuestros teléfonos inteligentes.

Aquí es donde la telemática ha sido un factor importante para el sector automotriz, logístico y marítimo, ya que permite saber cómo se conduce, por dónde, el consumo, el tiempo que el coche está en uso o el estado de la mecánica, entre otras.

Es innegable que la telemática lleva una larga trayectoria desde que surgió en la escena tecnológica hace unas décadas, desde los 60s, durante la Guerra Fría para ser exactos, donde la Marina de Estados Unidos desarrolló un Sistema de Posicionamiento Global (GPS, por sus siglas en inglés) con el uso de seis satélites que orbitaban los polos para rastrear submarinos portadores de armas nucleares.

En los noventa surgen dos tendencias claves para la telemática: el impulso en la mejora del equipamiento de seguridad de los vehículos y los sistemas de navegación de consumo que permiten utilizar discos CD-ROM y satélites GPS para fijar ubicaciones, de la mano surge TomTom como proveedor de soluciones de telemática para transporte y logística.

Para el 2000, ya no se trataba únicamente de tecnologías GPS y de seguimiento de vehículos, ya que con el progresivo auge del software como servicio (SaaS), podemos decir que la fase actual de la telemática, empieza a tomar forma y nacen plataformas como Webfleet, para ofrecer servicios a través de la nube a velocidades súper rápidas.

Sistemas de gestión de flotas integrados, Información y entretenimiento inmersivos, tecnología de coche conectado y conducción autónoma, son parte de la evolución, todo esto se ve beneficiado gracias a las nuevas tecnologías Machine – to- Machine (M2M) o recopilación de datos (big data) y analítica, así como IoT en tiempo real que permite a las empresas tener herramientas precisas para que tomen mejores decisiones y así optimizar sus operativas.

Grandes países del continente europeo ya han implementado Telemática en sus ciudades. Por ejemplo, en España, cuatro de cada diez compañías están al corriente de este potencial alcanzando un ritmo del 20 y 25% cada año, lo que plantea un futuro prometedor para las flotillas vehiculares.

Para llegar a lo que es ahora la telemática, la tecnología ha tenido que evolucionar, adaptarse y ser de uso público para ser entendible y sobre todo aplicable en cualquier ámbito de la vida diaria, toda una historia de años en el desarrollo y la difusión de la telemática.

TomTom Telematics ha preparado un ebook donde cuenta la historia década por década, sus orígenes como tecnología militar, sus principales roles y las últimas tendencias en el mundo de la telemática, la gestión de flotas, la tecnología de coche conectado y mucho más.

Mundo Logístico
Mayo 22 de 2018
www.mundologistico.net

Acerca del Autor

Artículos relacionados

Deja un mensaje

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *